Prohibido excavar en este pueblo, por Alma Leonor

prohibido

Publicado en Helicon, el 3 de septiembre de 2013.

Esta es la historia de Oscar Fábrega y sus tres grandes logros que empezaron con una sola frase: “He acabado el libro… ¿te lo mando?”

Poco podía imaginar yo hasta donde me iba a llevar esta frase en boca, mejor dicho, en teclado, de mi amigo Óscar Fábrega. ¡Habíamos hablado tantas veces de ello! Óscar Fábrega se empeñó con la tenacidad que le caracteriza en ver cumplido su sueño de escribir un libro. Ese fue su primer gran logro.

Óscar Fábrega ha realizado una investigación concienzuda sobre Rennes-Le-Château y toda la parafernalia que rodea su “misterio” desde que al simple y pobretón cura párroco Bérenger Saunière se le ocurriera salir del anonimato con el boato y la ostentación que solo la riqueza puede otorgar. ¿Encontró un tesoro el cura de Rennes? Oscar Fábrega tiene su propia teoría al respecto, pero casi que eso ya da lo mismo. Lo cierto es que fuese lo que fuese lo que halló en su pequeña iglesia, él consiguió hacer realidad sus sueños, y al mismo tiempo insufló unos nuevos a las siguientes generaciones.

Porque desde entonces se está “excavando” en ese pueblo infructuosamente, al menos hasta que a las autoridades se vieron obligadas a colocar un cartel que claramente lo prohibiera: “Prohibido excavar en este pueblo” podría ser la traducción. Y este fue el título que Oscar Fábrega eligió para describir una de las más extrañas osadías de la historia de los curas de aldea, la de afirmar que había hallado el grial que destruiría los cimientos de la Iglesia católica.

Lo que encontramos en las páginas (virtuales) de este libro “Prohibido excavar en este pueblo”, es la explicación de cómo toda esa puesta en escena sí que consiguió encandilar a una gran cantidad de entusiastas de los misterios, algunos de los cuales, sin necesidad de excavación ninguna, consiguió encontrar un “tesoro” divulgando una cada vez más enmarañada historia de templarios, tesoros, herencias familiares y clanes divinos. Pero eso es todo. Nada más y nada menos.

Oscar Fábrega ha desentrañado el misterio y ha conseguido que una historia no novelada, sino de investigación histórica, ganase el premio de Ediciones Tagus para ver su libro publicado en formato digital. Ese fue el segundo gran logro de Oscar, el de aglutinar en torno suyo a una pléyade de seguidores que apostaban día a día por su éxito. Y fue una apuesta valiente porque pocos tuvieron el privilegio, como yo, de haber leído el libro antes de votar, solo tenían disponible el primer capítulo en la web de Tagus. Pero es que incluso en ese primer capítulo se intuía la valía del resto.

Porque es el resto del libro, el libro completo, en el que incluyo la magnífica portada diseñada por Octavio Martínez, el que ahora mismo lleva ¡¡Ocho semanas seguidas siendo el ebook de no ficción más vendido en Casa del Libro!! Y además, dos semanas seguidas siendo el 2º más vendido de todos los ebooks. Ese es su tercer gran logro. El logro definitivo. El que avala que todos los que apostamos por Oscar Fábrega estábamos en lo cierto. Estamos ante un gran libro. ¡¡Felicidades!!

AlmaLeonor

1 comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *